Ampliar imagen
   
Pokolenie
(Titulo original)
   
    Director (es) : Andrzej Wajda
    Año : 1955
    País (es) : POL
    Género : Drama
    Compañía productora : Zespol Filmowy "Kadr"
    Guionista (s) : Bohdan Czeszko
    Guión basado en : en una novela de Bohdan Czeszko
    Fotografía : Jerzy Lipman
    Diseño de producción : Roman Mann
    Decorados : Józef Galewski, Jerzy Skrzepinski
    Vestuario : Jerzy Szeski
    Maquillaje : Zdzislaw Papierz
    Música : Andrzej Markowski
    Montaje : Czeslaw Raniszewski
    Sonido : Józef Koprowicz
    Ayudante (s) de dirección : Konrad Nalecki
    Duración : 83 mn
   
     
    Tadeusz Lomnicki
Tadeusz Janczar
Janusz Paluszkiewicz
Ryszard Kotys
Roman Polanski
Ludwik Benoit
Zofia Czerwinska
   
   
   
Durante la ocupación Nazi de Polonia, toda una generación de jóvenes tuvo que crecer a marchas forzadas a causa de la adversidad. Stach es un adolescente caprichoso que vive en las afueras de la Varsovia ocupada por los Nazis, dedicándose al mercado negro. Un día, mientras intentan robar carbón de los trenes alemanes (algo que a los jovenes rebeldes les hacía sentir, de manera inocente, patriotas y de alguna forma victoriosos), ve morir asesinado a uno de sus compañeros por el maquinista. El acto le marca y dentro de él nace la urgencia de actuar ante la evidente injustícia social y obrera de su país. Decide entonces cambiar de vida, comienza a trabajar en una fábrica, la carpintería mecánica de los hermanos Berg, donde descubre la grave explotación de los obreros. Guiado por pequeños actos de desafío y el fervor comunista, se adentra en el movimiento de resistencia (ingresando en una clandestina organización comunista y apoyando la rebelión de toda una generación contra los invasores nazis), donde conoce a la valiente y bella Dorota. Pronto se ve implicado en la arriesgada lucha contra la opresión y la búsqueda de dignidad, madurando mientras asume la responsabilidad de las vidas de sus amigos y compañeros.
Stach se da cuenta que no hay felicidad sin libertad y sin libertad tampoco puede haber amor, el cual está condenado a las terribles circunstancias acaecidas y a sus consecuencias. Dorota es capturada por la Gestapo, pero él está dispuesto a seguir con la lucha de liberación.
   
   
   
COMENTARIO (Por Frederic Soldevila): Anticipándose al 5 de diciembre, fecha en la cual se pondrá a la venta el pack Andrzej Wajda: trilogía de la guerra, una fantástica edición compuesta por tres películas, Generación (1955), Kanal (1957) y Cenizas y diamantes (1958), Notro films lanza al mercado la primera de las películas anteriormente mencionadas, en formato individual.
   Wajda hubo de abandonar sus estudios al estallar la guerra y después de la ocupación de su país participó en la lucha clandestina contra el nazismo. Tras una serie de cortometrajes y su labor de ayudante de dirección de Aleksander Ford en obras como El joven Chopin (1952) o Los cinco de la calle Barska (1954), Wajda dio el salto al cine como realizador con Generación (1954), basada en una novela de Bohdan Czeszko, un film enmarcado en plena segunda guerra mundial en una Polonia ocupada por los nazis. Con este su primer filme, Wajda comienza su particular indagación sobre el reciente pasado bélico de su patria, en un intento de mostrar la significación de la lucha contra el nazismo y el heroísmo anónimo de los combatientes polacos. Perteneciente a la generación dorada del cine polaco, con nombres como Jerzy Kawalerowicz, Andrzej Munk e interconectado con cineastas algo más clásicos como Aleksander Ford o ya posteriores como Roman Polanski o Krzysztof Kieslowski, inició su andadura en el cine con esta obra de innegable factura que se erige como la primera parte de una trilogía bélica personal. Un trío de grandes películas unificadas por idéntica temática que componen un retrato realista, sobrecogedor y apasionante de la Polonia ocupada durante la Segunda Guerra Mundial, cuando sus consecuencias aún estaban dolorosamente recientes.
La ópera prima de Andrzej Wajda marcó también el debut en el cine de todo un grupo de jóvenes, desde el guionista (el propio Bohdan Czeszko, adaptando su propia novela), el músico Andrzej Markowski, el fotógrafo Jerzy Lipman y hasta un jovencísimo Roman Polanski, que por aquel entonces ya dirigía sus primeros cortometrajes, en su primer papel secundario como actor.
En Generación están esbozados los temas y las preocupaciones que el director desarrollará en futuras películas: su visión lírica de los conflictos históricos, su romanticismo desesperado y su heroísmo sin posibilidades de triunfo. Todo esto podrá verse de nuevo en sus posteriores films Kanal o Cenizas y diamantes.
   Historia sobre la supervivencia, el paso a la edad madura, y la pérdida, Generación es un retrato brutal del coste humano de la guerra. El film, en sus títulos de crédito, arranca en 1942 con la voz en off del protagonista (crecí en un suburbio de Varsovia), en un bello y estilizado plano secuencia que recorre todo el pueblo de Budy, un suburbio en las afueras de Varsovia, situando geográficamente la acción del film hasta llegar al protagonista, Stach, el cual juega con sus amigos, para posteriormente pasar a la vertiginosa secuencia del tren, con un uso del montaje y el travelling realmente eficaz. Wajda mantiene mucho los planos (hay bastante plano secuencia en el film) buscando un verismo en sus imagenes de una forma similar a la de realizadores neorrealistas como Rossellini o De Sica. Pero a diferencia de las cintas puramente neorrealistas, las cuales tenían una cierta tendencia documental (fotografía naturalista, actores no profesionales, improvisación, etc), en la película de Wajda, quizás nos encontremos con más similitudes con el cine clásico negro americano que al neorrealismo italiano; eso sí, coincidiendo en temáticas, contextos, el uso de actores en su mayoria amateurs o debutantes y en ciertas inquietudes sociopolíticas con algunas cintas neorrealistas.
Como comentaba anteriormente, el uso del plano secuencia no solo está conseguido sino que en algunos tramos alcanza cotas verdaderamente remarcables. A parte del comentado inicio, tenemos ese memorable plano que, mientras se van pasando un cigarrillo, se nos presenta mediante un plano secuencia giratorio a todos los miembros de la organización comunista clandestina. La fundadora de esta especie de sindicato, la joven Dorota, presentada en un discurso basado en la lucha por una Polonia libre, que la hace parecer incluso a la María de Metrópolis, es el principal argumento por el cual Stach se ha alistado en él, cosa que no hace más que incidir en el dicurso romántico de Wajda. Dorota no aprueba la violencia (desautoriza a Janeck por haber matado a un nazi borracho en un bar) y su contacto con Stach no puede ser más premonitorio: se conocen en el exterior de una iglesia en la cual se está celebrando una boda.
   La sencillez en la planificación, la economía de los planos y el hecho de reservar el montaje a las escenas más dinámicas o tensas (como la del asesinato del alemán o la antológica secuencia de la persecucón en la escalera de caracol, en la cual pierde la vida Yasio) hacen que en el film exista esa dualidad por un lado de producto de cierta naturaleza neorrealista y por otro del más puro thriller lleno de suspense.•
   
     
Comprar en dvdgo.com
   
Características DVD: Contenidos: Menús interactivos / Acceso directo a escenas / Ficha Artística y Técnica /  Filmografía selecta Andrzej Wajda. Formato: 1.33:1, 4:3. Idiomas: Castellano y Polaco. Subtítulos: Castellano. Duración: 87 mn. Distribuidora: Versus Entertainment. Fecha de lanzamiento: 31 de octubre de 2007. 
   
       
   

   Ingresar comentario

Valoración media: 0

Comentarios: 0

Total de votos: 0


¿Qué valoración le darías a esta película?

Valoración:

Enviar